moda-mujer-xxl

El buen tiempo llega a los armarios y toca volver a rehacer modelitos…Después del invierno, en el que me siento más cómoda en todos los sentidos: (moda, planes, estado de ánimo, etc…) toca quitarse los abrigos y los colores oscuros para dar paso al aire fresco. Me cuesta mucho pasar de una temporada a otra, no se porqué. Me cuesta dejar los cuellos altos y las botas y después también apuro las sandalias hasta noviembre.

Si me sigues habitualmente y lees estos post de moda de mujer, sabes perfectamente que mi talla es xxl. No me supone un problema pero, estarás de acuerdo conmigo, en que es más difícil encontrar opciones. Sobre todo, para esas ocasiones en las que tienes (o te apetece sin más) arreglarte y salir de tu zona de confort.

No encuentro mi estilo “arreglado”. Me resulta difícil encontrar qué patrones me favorecen y siempre tiro de básicos apostando fuerte por los complementos. ¡¡¡Son mis aliados de siempre!!!. Me gustaría ir arreglada más a menudo sin tener que renunciar a la comodidad y sin tener la sensación de ir disfrazada así que…me he puesto manos a la obra y he hecho el ejercicio. ¡A ver qué te parece!

Una chaqueta blanca con una textura diferente y cremallera puede ser una buena opción para combinar con prendas oscuras debajo. Sencilla y con ese toque especial que creo que da el blanco. Es de la marca Simply Be. Mi toque personal a esta prenda “protagonista” serían unos pendientes sencillos pero diferentes como estos de Thomas Sabo y un par de sandalias de una de mis marcas fetiche para verano: Birkenstock.

Esta temporada he visto un montón las faldas plisadas y largas. No tengo ni idea de cómo me sentarían, pero me gustan a priori y creo que estos modelos de  La Redoute -Castaluna tienen un rollo muy “yo”. El detalle especial para ambos looks: un collar diferente con encanto. Para la falda acordeón un collar de cerámica de la marca Pedrusco  y para la falda larga, un collar de Apetitu.  (no dejes de visitar sus web, ¡te vas a enamorar de las piezas! y además son proyectos nacidos en Bilbao y eso me hace tenerles aún más en cuenta!).

La última opción que creo que me encajaría son los kimonos. De hecho, este lo he comprado en Asos  y es la primera prenda de color que entra en mi armario esta temporada. ¡Ya te contaré qué manera encuentro de combinarla porque los vaqueros salieron de mi armario hace tiempo!.

y tu, ¿cuales son tus combinaciones ganadoras para ir arreglada pero no disfrazada?.

 

¿Me dejas un comentario?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *